Agrandar imagen

En ese sentido, Bordet reiteró que "nosotros nos sumaríamos al canje que propone el gobierno", y adelantó que los gobernadores de la oposición también se sumarán "porque están en la misma situación". “Esto también es importante porque alinea las posiciones de las provincias con el gobierno nacional en la misma estrategia”, subrayó.


Bordet participó junto a sus pares de otras provincias, de la reunión que encabezaron el presidente de la Nación, Alberto Fernández, la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner y el ministro de Economía, Martín Guzman, para analizar lo que será la propuesta Argentina de renegociación de la deuda externa.


En ese marco, el mandatario entrerriano explicó en referencia a los acreedores internacionales que “No se puede tener la misma expectativa de cobro en un mundo donde hoy hay incertidumbre globalizada, donde va a ser muy difícil recuperar los efectos económicos que esta pandemia tiene sobre todo los países pero fundamentalmente sobre países como Argentina que tiene un alto nivel de deuda, de endeudamiento y que no podemos recurrir a otras fuentes de financiamientos”.


Ante ello Bordet calificó la propuesta expresada por el presidente de la Nación como “un hecho histórico” y adelantó que esta iniciativa “va a marcar un hito, porque genera la posibilidad de sostener en el tiempo todos los compromisos que tiene la Argentina, y por otro lado, para que en el futuro se evite tomar deudas que después resultan muy difíciles de cumplir con los compromisos fiscales que existen a futuro”.


“Entonces el plan de sostenibilidad de deuda que hoy presenta el ministro y el Presidente realmente dan la posibilidad, en un contexto totalmente inédito y muy diferente al que teníamos unos meses atrás, de tener la espera necesaria para lograr el crecimiento correspondiente para hacer frente a los compromisos”, explicó Bordet al término de la reunión.


Por otra parte, el mandatario diferenció “dos formas de solucionar este problema” y explicó que “uno es con más ajuste fiscal, generando una mayor presión sobre el presupuesto nacional para poder hacer frente a los pago de la deuda”. No obstante recordó que “cuando esto ocurrió tuvo consecuencias nefastas para el país, como en los años 2001-2002”. “La otra forma es pagar, pero sosteniblemente en el tiempo, con esta espera de tres años que hoy se plantea, y con intereses que también sean razonables”. “Porque hay que decirlo: hoy los intereses, y más en este contexto, son prácticamente usurarios”, remarcó.


En otro tramo, Bordet hizo referencia al endeudamiento que llevó a cabo el gobierno nacional anterior "sobre todo en la última parte, con el Fondo Monetario Internacional, donde el compromiso original era obvio que no se podía pagar, y muchos menos en tres años como estaba previsto. Esto además de la deuda que se acumulaba con los bonistas, que es esta que hoy se está planteando reestructurar”.


“Cuando se actúa de manera irresponsable después hay que solucionar las consecuencias, y hoy nos toca a nosotros. Por eso estamos acompañando al presidente en este sentido”, afirmó Bordet.


Etiquetas

Política

¡Comentá esta nota!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. DIARIO LA PAZ se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.