Agrandar imagen

El intendente de La Paz, Bruno Sarubi expresó a través de un comunicado enviado a DIARIO LA PAZ su preocupación como sociedad y sobre el rol del estado en materia de políticas públicas en relación a la violencia de género y afirmó que “es tiempo de interpelarnos, reflexionar y accionar”.


“En Argentina muere una mujer cada 24 horas, víctima de un sistema cultural patriarcal que las oprime, las violenta, las mata. Números que duelen”, comienza diciendo el presidente municipal.


“Lamentablemente nuestra ciudad no está exenta de esta realidad. Lo sucedido en estos últimos días deja demostrado que como Estado estamos fallando, lo que nos tiene que servir para reflexionar y lograr que todos los que tenemos la responsabilidad - desde diferentes instituciones y agencias o entidades - nos demos cuenta en qué momento la cadena de intervención se corta y genera cómo consecuencia que hoy lamentemos una muerte más”, señaló.


Sarubi remarcó que “es tiempo de interpelarnos. Permitamos el dialogo y el debate para lograr nuevas, mejores y eficientes acciones que contribuyan al objetivo de transformar esta triste realidad”. 


“Debemos asumir el compromiso y la responsabilidad de trabajar de manera conjunta, conformando verdaderas redes de contención y generando políticas públicas con perspectiva de género, que den respuestas articuladas en tiempo y forma”, sostuvo.


“Un acto de violencia de género, cualquiera sea su magnitud, obliga a llevar adelante una investigación rápida y eficaz. Es fundamental que ante una denuncia se inicie una gestión que garantice la protección de derechos y asegure la erradicación de las violencias”, aseveró el jefe comunal. 


“Los números duelen, alarman, asustan. Nuestro rol es fundamental. Trabajemos en conjunto como sociedad, construyendo lazos solidarios. Acompañemos, denunciemos, tomemos acción”, finalizó.


Diario La Paz

Etiquetas

Política

¡Comentá esta nota!

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. DIARIO LA PAZ se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.